Cómo limpiar anchoas

Cómo limpiar anchoas

Aprende cómo limpiar anchoas en cuatro simples pasos para poder disfrutar de todo el sabor de este manjar del Cantábrico.

Limpiar anchoas no es una tarea tan complicada como parece. Se acabó eso de privarte de unas buenas anchoas por no saber cómo limpiarlas. En este artículo te enseñamos cómo limpiar anchoas para que puedas disfrutar de todo el sabor de unas buenas anchoas frescas.

1. Retirar la cabeza:

Sujeta con una mano la anchoa y con la otra tracciona la cabeza. Únicamente necesitarás realizar un pequeño giro para separar la cabeza del cuerpo de la anchoa.

2. Retirar las vísceras:

Coloca tu dedo en la parte superior de la anchoa y arrastra hasta llegar a la cola llevándote a su paso todas las vísceras.

3. Extraer la espina central:

Si lo que quieres son filetes de anchoas sin su espina central tienes dos opciones, retirar la espina junto con la cabeza en un mismo movimiento o bien extraer la cabeza primero y luego tirar de su espina central. Si no estás muy acostumbrado a limpiar anchoas puede que te resulte más fácil realizar este paso en dos movimientos. Verás como la anchoa se va abriendo quedándose sus dos lomos unidos por el centro.

4. Pasar por agua fría:

A medida que vas limpiando las anchoas debes pasarlas por un chorrito de agua fría para eliminar los restos de sangre que pueda contener el pescado. Tampoco debes abusar del agua ya que sino perderá parte de su sabor.

En algunos obradores marineros como el de Arlequín, todo este proceso de limpiar anchoas es realizado a mano una a una. El proceso de elaboración de las anchoas en salazón Arlequín es aún más laborioso ya que además de los pasos expuestos en este artículo, son necesarios muchos otros más para obtener una anchoa en salazón reducida en sal y sin apenas espinas.

¿Por qué comprar Ría de Santoña?

Porque si lo que quieres es precisamente evitar este laborioso proceso nosotros te ofrecemos anchoa de primerísima calidad a un buen precio y limpiadas a mano por las señoras de la conservera Ría de Santoña. En Calidad Gourmet disponemos únicamente de las mejores anchoas del Cantábrico y Ría de Santoña destaca como una de las conserveras de mayor calidad y compromiso con el producto de la comarca. Por su excelente calidad y sus artesanales métodos de elaboración, Ría de Santoña disfruta de un merecido reconocimiento a nivel mundial.

Ría de Santoña solo trabaja con materia prima de primerísima calidad, es decir, piezas grandes, de gran calidad, manipuladas a mano y con producción limitada. Bien desespinado y con perfecto equilibrio entre el pescado, la sal y el aceite de oliva. La conservera Ría de Santoña fusiona frescura y tradición con el sabor único de los pescado del Cantábrico, los aromas de los mejores aceites e ingredientes 100% naturales, sin conservantes ni aditivos artificiales.

Ría de Santoña destaca también por la jugosidad y ternura de sus pescados. Es una de las marcas mejor valoradas por los consumidores en cuando a la relación calidad-precio y, sobre todo, de valora el respeto de la marca por el producto.

Publicado en

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.